¿Cuándo se caen los dientes de leche?

hace 3 años | por Editorial Corazón de Mamás
Categoría: Salud física
Tags: dientes, dientes de leche, hada de los dientes, Ratón Pérez, odontólogo

0

0

Aunque es un proceso que cambia de niño a niño, a partir de los cinco años puede comenzar este proceso donde los dientes de leche cambian por los permanentes. Es un proceso muy emocionante para los chiquitos, que esperan la magia del Hada de los Dientes o del Ratón Pérez y para sus padres que ven cómo sus niños ya no son más bebés.

Generalmente, los primeros dientes en aparecer (generalmente los incisivos centrales inferiores) son los primeros que se caerán. Luego, seguirán los dientes incisivos superiores y así sucesivamente en el orden en el que salieron. Este proceso dura aproximadamente hasta los 12 años, con la aparición de los últimos molares. Hay que recordar que los dientes de leche son 20, mientras que un adulto con su dentadura permanente completa puede tener hasta 32 piezas, contando las muelas del juicio o cordales.

Si bien el cambio de la dentadura comienza aproximadamente pasados los cinco años, hay niños que comienzan antes y hay niños que no pierden su primera pieza hasta los siete años. Es importante que el odontopediatra vaya haciendo un seguimiento del proceso, durante las visitas habituales, pues hay niños que comienzan con el proceso de manera muy prematura por enfermedades dentales o algún accidente. En estos casos es necesaria una prótesis de plástico para evitar problemas en el futuro.

Nada qué temer

Aunque es un proceso que lleva algunas molestias, no produce dolor. Si ves a tu niño preocupado o angustiado, explícale el proceso, pueden ver algún programa o leer un libro al respecto, además de afirmarle que no será doloroso. Si tiene algún diente flojo, puedes pedirle que lo masajee suavemente con la lengua para que vaya cediendo paulatinamente hasta caer. No se recomienda arrancar los dientes flojos, pues la raíz puede infectarse.

Vienen los permanentes

Normalmente los dientes permanentes suelen tener un tamaño mucho mayor y un color menos blanco que el de los dientes de leche. A veces, salen antes de que se caigan los de leche, generando un fenómeno temporal llamado “dientes de tiburón”, donde el niño tendrá dos filas de dientes.

Durante esta etapa es muy importante insistir en el cepillado y cuidado dental, con productos especiales dependiendo de la edad y cuidando que no haya un exceso de flúor, que puede traer problemas en el futuro.  Además de tener visitas periódicas con el dentista.


¿Qué opinas? ¿Tienes dudas?

¡Sigue la discusión en Corazón de Mamás!

Conversaciones
Artículos Recomendados