¿Qué alimentos no debe comer un bebé antes del año?

hace 4 años | por Editorial Corazón de Mamás
Categoría: Comida
Tags: Alimentación, seguridad, bebés, lactancia, alergias

14

1

Probablemente no sabías que no todos los alimentos son seguros para tu bebé en las primeras etapas. Seguro querrás variar su dieta, pero hay alimentos que por más inofensivos que parezcan pueden causarles alergias, atragantamientos o problemas en su aparato digestivo.

Es importante recordar que la Academia Americana de Pediatría, además de muchos otros organismos internacionales, recomiendan una dieta exclusiva de leche materna o de fórmula, según el caso, durante los primeros meses de vida.

A partir del sexto mes, o un poco antes, según la instrucción del pediatra, tu bebé puede empezar su alimentación complementaria con sólidos. Te contamos cuáles son los alimentos con los que debes tener precaución:

Miel de abejas. Aunque parece un alimento inofensivo y a muchos de los que hoy somos adultos nos endulzaron tés y bebidas con miel, se ha demostrado que esta puede albergar esporas de la bacteria Clostridium botulinum, que ocasionan botulismo, un tipo de envenenamiento. Los niños más grandes y los adultos tienen intestinos capaces de digerir la miel y evitar el crecimiento de estas esporas, pero el intestino de un bebé no está preparado.

Leche de vaca y de soya. Los bebés no pueden digerir las proteínas de estas leches, aproximadamente hasta su primer año. También está demostrado que pueden ocasionar daños en los riñones, por los minerales que contienen.

Comida en pedazos grandes. La Academia Americana de Pediatría afirma que, en caso de no dar la comida al bebé en purés o papillas, como en el caso del Baby Led Weaning, esta debe estar cortada en trozos de un centímetro. Esto aplica incluso para comidas que vienen en pequeño formato: uvas, tomates cherry, salchichas tipo coctel, zanahorias baby, etcétera.

Frutos secos, nueces y semillas. Además de tener precauciones extra con las frutas que puedan contener semillas, como la Sandía, no se recomienda dar a los niños frutos secos o nueces. Además de ser pequeñas y tener el potencial de causar algún tipo de ahogamiento, algunos de ellos causan alergias.

Los alimentos duros o muy crujientes, como dulces, palomitas de maíz, etcétera, también tienen alto riesgo de causar ahogamientos.

Alimentos pegajosos, como el queso derretido, los malvaviscos o algunas especies de gomitas pueden no ser bien masticados y causar ahogamientos.

Mantequilla de maní. al ser muy pegajosa, es difícil de tragar. Se recomienda que, si el niño no es alérgico, no le sea dada sola, sino untada o diluída en otros alimentos.

Comida Chatarra. Generalmente la comida chatarra, las golosinas o los panes dulces empacados tienen un alto contenido de azúcar, colorantes y grasas trans, que son asociadas a la obesidad y las caries.

Refrescos o jugos pasteurizados. Su contenido de fruta es mínimo o inexistente, además de que tienen un alto contenido de azúcar y aditivos. En el caso de los refrescos, algunos contienen cafeína que puede afectar la rutina de sueño del bebé.

Otros alimentos como los cítricos, el chocolate  o los pescados y mariscos serán introducidos dependiendo del caso de cada niño, consúltalo con tu pediatra.


¿Qué opinas? ¿Tienes dudas?

¡Sigue la discusión en Corazón de Mamás!

Conversaciones
Artículos Recomendados