De regreso a clases, cómo establecer una comunicación con los maestros de tu hijo.

hace 4 años | por Editorial Corazón de Mamás
Categoría: Temporada
Tags: Niños, Regreso a clases, Comunicación, Profesores,

0

0

Estamos en el inicio escolar y a partir de este momento es importante establecer una comunicación con los profesores. La interacción entre el maestro y los padres de familia es un signo positivo de voluntad de ambas partes para colaborar y apoyar en el aprendizaje del niño.

Muchas escuelas convocan al inicio del ciclo escolar a juntas que tienen la finalidad presentar a los profesores y el plan de estudios anual, esta es la oportunidad para tomar nota y tal vez hacer apuntes sobre algunas dudas que tengas sobre el método de enseñanza, además es una buena oportunidad de hablar con el profesor si tienes alguna preocupación sobre el desempeño de tu hijo.

El mantener este contacto con el profesor es respaldar a tu hijo no sólo en el aspecto académico, sino también emocionalmente. Y aunque estemos abordando la forma de cómo establecemos la comunicación con su maestro, es también importante que sepas saber escuchar y observar a tu hijo.

Muchas veces la resolución conflictos que involucran lo académico, son más fáciles de resolver si podemos detectar cuales son las cosas que afectan a nuestros hijos, por ejemplo, que no comprendan bien las instrucciones para resolver un ejercicio, que tengan debilidad visual, problemas de escritura o de comprensión.

Esto sólo lo podremos descubrir si tenemos una comunicación abierta con ellos e infundimos la suficiente confianza de manifestar cualquier inquietud o situación que estén atravesando en la escuela.

Esta actitud también es una manera de mostrarnos no como los padres que sólo exigen calificaciones de 10 o en el extremo opuesto los padres indiferentes que absortos por el trabajo nunca saben a ciencia cierta cuál es su progreso académico de su hijo.

El tener una comunicación directa con el maestro de tu hijo y tener un panorama claro de las fortalezas y debilidades crea objetivos claros sobre las metas que hay que trabajar en conjunto. Esto ayudará a darle claridad  y seguridad a tu hijo al saber que tanto en casa como en la escuela lo están apoyando.

A la larga de manera natural tu hijo pedirá tu ayuda cuando sea necesario y esto lo motivará a ser independiente y a empoderarse.

Si habías pensado que asistir a las juntas de padres de familia es una pérdida de tiempo, analiza bien las oportunidades y apoyo que podrías estar perdiendo, recuerda que la crianza es un periodo muy largo que te ofrece múltiples oportunidades de participar activamente en la formación de un ser humano, tu hijo.

Con el tiempo te darás cuenta y verás los frutos del trabajo en equipo, el reconocer sus logros académicos es parte importante de su formación. El trabajar con sus profesores te quitará mucho estrés y preocupación, además fortalecerás los lazos familiares.


¿Qué opinas? ¿Tienes dudas?

¡Sigue la discusión en Corazón de Mamás!

Conversaciones
Artículos Recomendados