El desarrollo de los sentidos, la importancia del tacto

hace 4 años | por Editorial Corazón de Mamás
Categoría: Educación
Tags: Tacto, estimulación, texturas

2

1

El sentido del tacto comienza a desarrollarse entre las semanas siete y ocho, a partir de la concepción. Mientras que el resto de los sentidos seguirá desarrollándose, el tacto está en completo funcionamiento a partir del nacimiento. La estimulación de este sentido, ayuda a que las neuronas y conexiones entre ella trabajen bien para tener un correcto desarrollo motor. El tacto está también relacionado con la parte emocional, ya que es una de las maneras en las que el bebé tendrá contacto con el mundo en sus primeras etapas. Además, se beneficia el desarrollo intelectual del bebé y se le ayuda a reconocer el mundo que le rodea.

Para estimular el tacto, se suelen realizar actividades a modo de juego, en las que el bebé percibe diferentes sensaciones o texturas. Siempre se procura que estas sean agradables y seguras. Dentro de estas actividades están desde los masajes que mamá, papá o el cuidador puedan hacerle al bebé (cuando lo bañan, visten o cambian), hasta juegos en los que se les permite controlar diferentes texturas.

El contacto piel con piel es muy importante, sobre todo con los padres. Está demostrado que este tipo de estimulación ayuda a que el desarrollo de los niños sea más estable. Un estudio de La Organización Mundial de la Salud de 2013, afirma que los niños prematuros que permanecían en contacto con su madre, evolucionan favorablemente más rápido que los niños que permanecen en la incubadora.

Corazón de Mamás te da algunas ideas para estimular el tacto de tu bebé, según su edad. Además de los beneficios ya mencionados, el aprender a diferenciar texturas será de mucha utilidad e importancia una vez empiece a caminar y a gatear, pues así podrá reconocer qué superficies son más seguras.

Hasta los 6 meses: Dale masajes en sus manos, brazos, piernas y tronco. Puedes estimular también otros sentidos, usando aceites con olor agradable. Cambia los movimientos: circulares, dando toquecitos, pequeñas rotaciones, etcétera. Aprovecha a nombrar los nombres de las partes que estimulas, para darle también un estímulo sonoro. Permítele que juegue con el agua y la espuma durante el baño.

Hasta el año: Permítele explorar. Con supervisión continua, permítele que examine con sus manos todo tipo de texturas: granos, objetos duros, diferentes telas, gelatina, cartón, papel, plastilina, arcilla, lijas suaves, etcétera. Es importante no desatender a los niños en ningún momento, pues en esta edad es natural que introduzcan todo a su boca.Dale masajes. También puedes intentar usar pequeñas esferas, telas, etcétera.

Usa tu imaginación, no necesitas un gran presupuesto. Aprovecha y estimula el oído, acompañando de palabras o música suave la estimulación. También intenta usar diferentes colores, para también trabajar con la vista. Recuerda que la estimulación táctil también ayuda a crear lazos afectivos. Papá puede involucrarse en esta tarea.


¿Qué opinas? ¿Tienes dudas?

¡Sigue la discusión en Corazón de Mamás!

Conversaciones
Artículos Recomendados