El tamaño y capacidad del estómago del bebé en sus primeros días

hace 4 años | por Editorial Corazón de Mamás
Categoría: Salud física
Tags: Alimentación, Lactancia, Estómago, leche de fórmula, nutrición, crecimiento

1

0

Tras el nacimiento de un bebé, muchas madres dudan si las gotas de calostro que empiezan a producir son suficientes para alimentarlo. Sumado a esto, los juicios de terceros (aunque muchas veces no sean con mala intención) suelen incrementar estas dudas. Es el momento donde se sugiere, generalmente, introducir la leche de fórmula y el biberón. Sin embargo, no es necesario.

Te contaremos cuál es el tamaño del estómago de un bebé durante sus primeros días, así sabrás que los primeros días no necesitarás producir leche en cantidades industriales y seguir adelante con el proceso de una lactancia exitosa.

Primer día.

Un bebé recién nacido tiene el estómago más o menos del tamaño de una cereza, es decir que es capaz de recibir entre 5 y 7 ml de leche. Es realmente pequeño y, además poco elástico, por esto se sacian rápido y comen muy seguido. La producción de calostro es muy baja en las primeras horas, pero es la necesaria para el bebé, además de sus otras propiedades.

Tercer día

El tamaño es el de una nuez, capaz de recibir entre 22 y 27 ml de leche. Es muy posible que la producción de leche siga siendo siga siendo poca o que el bebé siga tomando calostro. También es posible que parezca que el bebé regresa parte de la leche y puede pensarse que su estómago queda vacío. Si tienes dudas, consúltalo con el pediatra, pero en la mayoría de los casos esto no sucede así.

Para este momento, es posible que el bebé esté teniendo de 10 a 12 tomas diarias de leche materna. No te preocupes, la leche se produce por estimulación y demanda, así que paulatinamente tu cuerpo irá teniendo disponible lo necesario.

Séptimo día

El tamaño es aproximadamente el de un durazno. Este puede almacenar entre 45 y 60 ml de leche materna

Décimo día

Entre el décimo y el quinceavo día, el estómago llegará a tener el tamaño de un huevo. Esto equivale a 80 a 150 ml de leche materna. Para entonces, tu pecho ya estará produciendo leche y seguramente la producción ha aumentado considerablemente. También te darás cuenta que los bebés comienzan a mostrar signos de tener hambre: chupeteará, se meterá las manos a la boca o buscará tu pecho.

Siempre se recomienda evitar, hasta donde sea posible, el uso de suplementos o leche de fórmula, pues así no se estimulará lo suficiente el pecho y, por ende, se afectará la producción de leche. Siempre es importante consultar con el pediatra cualquier duda, pues hay casos en los que es necesario una ayudadita.

Cuéntanos tu corazonada en nuestra red social ¿sabías que era tan chiquito el estómago de tu bebé?


¿Qué opinas? ¿Tienes dudas?

¡Sigue la discusión en Corazón de Mamás!

Conversaciones
Artículos Recomendados