Qué es la disciplina positiva y cómo aplicarla en casa

hace 4 años | por Editorial Corazón de Mamás
Categoría: Educación
Tags: disciplina, disciplina positiva, castigos, crianza

5

0

El método educativo de la disciplina positiva es una filosofía que pretende ayudar a los adultos para entender diferentes conductas de los niños, especialmente aquellas que no son completamente adecuadas. La idea es promover actitudes positivas y darles herramientas para que tengan buena conducta, sean responsables y tengan herramientas para resolver diversos problemas y situaciones. En este método se han desarrollado técnicas para todas las personas involucradas en la educación de los niños: desde los padres, los maestros, los cuidadores, etcétera.

Uno de los preceptos de esta filosofía es que los niños que sienten una conexión con su comunidad, con su familia y con su escuela tienden a portarse mejor, a mostrar mejores comportamientos. Para que puedan tener un desarrollo exitoso, es necesario enseñarles habilidades que les permitan desenvolverse en la vida y en sociedad.

La disciplina positiva tiene sus orígenes en los años 20 en las ideas de los psiquiatras infantiles Adler y Dreikurs. En los años 80, Jane Nelsen escribió el libro “Cómo educar con firmeza y cariño” que es la base para lo que te explicamos a continuación.

La disciplina positiva está basada en cinco pilares, donde los adultos deben ser amables pero firmes al mismo tiempo:

  • Respeto mutuo: No solamente deben respetarse las necesidades del niño, que son de vital importancia, sino que también el adulto debe tenerse respeto a sí mismo según la situación a la que se enfrenta.
  • Se aprende de los errores: En vez de echarlos en cara, la idea es poder identificar las razones que hacen a los niños comportarse de cierto modo. La idea es trabajar en esas razones y no solamente intentar cambiar el comportamiento.
  • No hay castigos: Quienes trabajan con esta metodología afirman que los castigos son efectivos a corto plazo, pero tienen consecuencias negativas a largo plazo.
  • Comunicación: La idea es fomentar la comunicación intentando conectar con el niño. Así se le dan habilidades para resolver problemas y se le da un sentido de equipo.
  • Alentar antes que alabar: Así se privilegia el esfuerzo y las mejoras antes que el éxito. Esto tiene grandes impactos en la autoestima.


¿Cómo aplicarla en casa?

Es importante que los niños se sientan conectados, es decir que se sientan parte del entorno y se sientan importantes. Debe incluírseles, por ejemplo en las rutinas diarias de la familia.

Otra de las claves es que se debe ser amable pero firme al mismo tiempo. Esto ayuda a que los efectos sean de largo plazo, considerando lo que el niño piensa, siente, aprende y decide. Además da herramientas para la vida, tales como el respeto, el interés por el demás, la solución de problemas y la cooperación.

Una parte importante es la constante invitación que este método da para que los adultos ayuden a los niños a descubrir sus propias capacidades, lo que los vuelve más independientes y autónomos.

Para consultar más sobre este método, Corazón de Mamás te recomienda consultar los materiales de la Asociación de Disciplina Positiva, en España, que cuenta con diversos materiales en línea.


¿Qué opinas? ¿Tienes dudas?

¡Sigue la discusión en Corazón de Mamás!

Conversaciones
Artículos Recomendados